Escalofriante “antes y después” del Ken Humano

Escalofriante “antes y después” del Ken Humano

Los hombres también deforman sus cuerpos por querer alcanzar un ideal imposible de belleza masculina; el Ken Humano brasileño es un ejemplo escalofriante de ello.

La adicción a las cirugías plásticas es un trastorno que no solo padecen las mujeres. Además de graves problemas de autoestima, el exceso de cirugías pasa cuenta de cobro al cuerpo, exponiéndolo a deformidades y riesgosas infecciones.

Es el caso del brasileño Rodrigo Alves, de 34 años, autodenominado Ken Humano, quien estuvo a punto de perder su nariz por haberse realizado 3 cirugías en ella en menos de dos años, según informaron varios medios internacionales. Algunos aseguran que el Ken Humano se ha practicado más de 190 cirugías para parecerse al icónico muñeco de Mattel, versión masculina de Barbie; sin embargo, la mayoría coincide en que el promedio son unas 60.

Recientemente el portal Vanguardia.com informó que el Ken Humano brasileño se habría mandado a quitar algunas de las costillas falsas de su cuerpo (a la mejor manera de los chismes que alguna vez rodearon a Thalía) para lucir una cintura más delgada.

Es impresionante el cambio que este hombre ha hecho a su propio cuerpo para parecerse a Ken, sin embargo, él mismo ha declarado al portal mexicano Debate que no lo hizo para ganar dinero, sino porque cuando era niño había sufrido de matoneo en el colegio, por eso deseaba tener un físico que fuera aceptado socialmente.

¿Lo logró? Mira cómo lucía su cuerpo antes y cómo luce después de sus cirugías…

KenHumanoCuerpo

¡El antes y después de su rostro también es impresionante!

KenHumanoAntesDespues

El Ken Humano hoy es toda una celebridad en su país, pero además su fama ha trascendido las fronteras brasileñas.

vibra también con: Impactantes cambios de Yina Calderón tras cirugías

¿Qué opinas? ¿La culpa del abuso en las cirugías plásticas es de quien decide hacérselas, de los cirujanos que las ofrecen o de los medios que incentivan estas prácticas? Escribe lo que piensas en los comentarios de esta nota, ¡y compártela en tus redes!

Temas mencionados en este artículo
Siguiente artículo