5 mitos de la píldora anticonceptiva: ¿verdaderos o falsos?

5 mitos de la píldora anticonceptiva: ¿verdaderos o falsos?

La píldora anticonceptiva fue desarrollada en el año de 1951 —hace 67 años— y en 1960 fue puesta a la venta en Estados Unidos. Su aparición fue uno de los primeros grandes hitos de la liberación femenina.

Hoy en día se considera uno de los métodos de planificación más seguros, con una efectividad del 99.99%. Desde su aparición hasta nuestros días se han consolidado muchos mitos sobre sus posibles efectos, tanto positivos como negativos. En este artículo te contaremos cuáles son verdaderos y cuáles no.

via GIPHY

¿La píldora anticonceptiva produce aumento de peso?

FALSO. No hay correlación entre su consumo y el aumento de peso, aunque algunas mujeres pueden retener líquidos y verse un poco hinchadas.

via GIPHY

 

¿Si la consumes disminuirá el dolor menstrual?

VERDADERO. La píldora anticonceptiva inhibe la producción de prostaglandina, responsable de los espasmos uterinos que producen el dolor menstrual.

via GIPHY

 

¿Si tienes problemas con el acné estos mejorarán?

VERDADERO. La píldora anticonceptiva contiene hormonas capaces de mejorar el aspecto de tu pelo y tu piel.

via GIPHY

¿Tendrás problemas cardiovasculares o circulatorios?

MÁS O MENOS CIERTO. Este riesgo es mucho mayor para mujeres que fuman, que tienen sobrepeso o hipertensión.

¿Afectará tu fertilidad en el futuro?

FALSO. Se ha demostrado que un gran porcentaje de mujeres logran embarazarse en las 4 semanas siguientes a la suspensión de la toma de píldoras anticonceptivas.

 

¿Conoces algún otro mito sobre las píldoras anticonceptivas? ¡Comparte este artículo con tus amigas en las redes sociales!

Temas mencionados en este artículo
Siguiente artículo