Curiosidades

Lesiones que puede causar el uso continuo de tacones altos

¿Sabías que las mujeres tienen hasta cuatro veces más problemas de pies que los hombres?

¿Y que además de los horrorosos (y dolorosos) juanetes los tacones altos pueden degenerar el cartílago de tus rodillas? ¿Y convertir tus dedos en garras? No te quedes solo con lo bonitos que son esos tacones de 10 cm que llevas todos los días al trabajo y piensa también en las consecuencias que pueden tener en tu salud. Una vez informada, la decisión será solamente tuya.

Estas son lesiones más frecuentes que se pueden sufrir con el uso continuado de zapatos de tacón alto (a partir de 5 cm). Si te pones unos tacones para ir a una boda o para un evento puntual no va a ser tu caso, tranquila.

  • Juanetes: Es la lesión más frecuente y, ojo, los zapatos estrechos también pueden empeorarlos aunque no sean de tacón alto. Hay veces que el problema es tan acusado que el dedo gordo se monta sobre sobre el segundo. La articulación se altera, duele, se inflama y se puede infectar. Si tienes antecedentes de juanetes en tu familia, mejor que te olvides de los tacones.
  • Sesamoiditis: Es la inflamación de los sesamoideos, dos huesecillos localizados bajo el metatarsiano del dedo gordo que intervienen en el movimiento de despegue del pie del suelo. La tensión sobre ellos, además de inflamarlos puede fracturarlos.
  • Dedos en martillo: Los dedos se deforman y parecen garras. Además del dolor, lo más normal es que también te salgan callos.
  • Neuroma de Morton: La elevada presión que produce un tacón alto comprime los nervios plantares, provoca inflamación, fibrosis y disminución del riego sanguíneo. Resultado: ardor, hormigueo y, de nuevo, dolor, que empeora al andar. Cuanto más estrecho es un zapato, más probabilidades hay de que aparezca esta lesión.
  • Esguinces de tobillo: Se pueden producir por la inestabilidad del tobillo y son frecuentes en mujeres que usan tacones altos por primera vez.
  • Inflamación y acortamiento del tendón de Aquiles: Este tendón une los músculos que forman los gemelos con el talón. Pues bien, la postura forzada que supone llevar tacones altos, acorta la longitud del tendón hasta el punto de que cuando quieras andar con zapatos planos te resultará doloroso.
  • Artrosis de rodilla: Según los expertos, esta lesión tan grave se debe al aumento de presión en las superficies articulares de la rodilla y consiste en el desgaste del cartílago y los huesos de alrededor. Atención porque puede no haber vuelta atrás.

Recomendaciones

Si decides seguir llevando tacón o te lo vas a calzar en un día especial, sigue estos consejos para evitar males mayores:

  • Cambia de zapatos y altura de tacón todos los días.
  • Que tu tacón no supere los 5 cm.
  • Si usas plataformas, que tengan algo de amortiguación y una diferencia con respecto al tacón que no supere los 2 cm.
  • Si te vas a calzar unos tacones de manera puntual, elige un tacón de base ancha (reparte mejor el peso), con algo de plataforma y con no más de 3 cm de altura.

Tomado de Cosmo

Facebook Comments

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar