Estilo

7 razones para odiar el brasier

Definitivamente el brasier es una prenda que no podemos dejar de usar –aunque muchas de nosotras quisiéramos dejarlo– una prenda que nos trae problemas, sufrimiento y frustraciones.

Los amigos de Upsocl hicieron un listado de razones por las que un brasier puede volverse un dolor de cabeza y en muchos de ellos estamos de acuerdo.

1. Muchos de ellos son costosos

Bras1

Claro, los de encaje, los más sensuales, con incrustaciones, una prenda pequeña que puede llegar a costar lo que cuesta un vestido completo.

2. Nos tenemos que conformar con los negros, blancos y piel

bra2

Aunque todas queremos los más lindos y de colores vivos es poco probable que salgan o hagan conjunto con la ropa de nuestro closet; conclusión, blancos, negros y piel.

3. Las tallas nunca son las mismas

bra3

Es que las tallas de sostén son complicadas y pierden todo tipo de sentido una vez que te los pruebas, ¡qué rabia!

 4. Lo peor, es difícil encontrar nuestra talla

bra4

Nosotras somos tan únicas que si somos muy grandes o muy pequeñas nunca encontraremos el brasier perfecto, siempre toca, comprar y arreglar.

5. ¿Brasier sin tiras? Para qué…

bra5

Brasieres sin tiras todas los tenemos, pero nunca los usamos porque siempre terminamos en accidentes inevitables.

6. Todos se deben lavar a mano

bra6

Este es un problema si olvidamos que toda la ropa que usamos termina en la lavadora por falta de tiempo para hacerlo de manera correcta.

7. Si el brasier es de encaje no puedes usarlo con camisetas delgadas

bra7

A través de las camisetas delgadas se pueden notar las texturas, si son de encaje, con incrustaciones, de colores, algo que es muy incómodo cuando nos miran mucho.

bra8

Tomado de Upsocl

Facebook Comments

Etiquetas
Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba