Pareja

Cuando la traga se sale de las manos

“Ese es mi novio, aunque él aún no lo sabe…” Si esta frase te suena familiar, es porque puedes tener una traga maluca. Te contamos cómo detectarla para pasar la página y seguir con tu vida.

Las mujeres somos románticas por naturaleza y tendemos a esperar que el príncipe azul llegue en un caballo blanco a rescatarnos de nuestra soledad. Pero aunque no está mal soñar, vivir en un mundo de ilusiones, sobre todo en el terreno del amor, puede causar mucho dolor.

Por eso es que la traga (ese enamoramiento no correspondido que no podemos evitar) termina siendo algo maluco, hasta que se nos sale de las manos. ¿Cómo saber si eso nos está pasando?

La doctora Ángela Rojas Méndez, psicóloga en la Universidad de la Sabana y máster en Terapia Familiar Sistémica en la Universidad Autónoma de Barcelona, nos indica algunas señales de alerta para detectar si tu traga se te está saliendo de las manos.

llorar4

-Piensa en él a todo momento, te armas planes sobre un futuro inexistente, recuerdas sus palabras y les buscas significados que no tienen.

-Sueñas con él constantemente.

-Buscas de manera compulsiva información sobre qué hace, con quién anda, qué dice, por ejemplo en su Face.

-Tratas de forzar encuentros con él, cuadras de manera artificiosa citas para que parezcan casuales.

-Sufres y lloras porque no te pone cuidado y empiezas a mirarte a ti misma preguntándote, ¿qué tengo de malo?

-Paralizas tus planes o tus proyectos esperando el momento en el que él ingrese a tu vida.

-Dejas pasar oportunidades romances reales por él, que es solo una fantasía.

-Tus amigos y tu familia han pasado a un segundo plano y tienes conflictos con ellos cuando intentan hacerte entrar en razón.

llorar2

“Si bien es normal tener deseos, a veces anhelamos tanto sentirnos amados que nos inventamos una relación irreal, pues pensamos que es mejor tener un novio de mentiras que no tener ninguno, pero eso, a la larga, eso solo trae sufrimiento”, aclara la especialista.

La doctora agrega que para volver a coger las riendas de tu vida, lo primero es detectar y aceptar que tienes un problema, y luego debes encontrar una solución, que puede ser buscar ayuda, o asistir a terapia, o leer libros que eleven tu autoestima… Lo importante es que sigas tus instintos, le hagas caso a tu sexto sentido y utilices tu propio poder para no ser una víctima. “Si sientes que algo puede ayudarte, no importa qué sea, inténtalo, pero haz algo, no te quedes sufriendo”, concluye.

llorar7

¿Tienes una traga que se te está saliendo de las manos? ¡Cuéntanos tu caso!

 

Facebook Comments

Etiquetas
Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba