Dejar de tener relaciones puede causarte esto…

Dejar de tener relaciones puede causarte esto…

¿Sabes qué te puede pasar si dejas de tener relaciones íntimas? Te compartimos algunos perjuicios que conlleva no ceder a tus instintos…

Hemos escrito en varias ocasiones sobre los beneficios para la salud de tener relaciones íntimas, pero lo que tal vez no sabías es que dejar de hacer el amor puede ser bastante malo para ti. Encontramos en el portal diply una explicación de qué te pasa cuando decides “cerrar los servicios” y nos pareció tan bueno que lo “tropicalizamos” para ti…

Tu zona íntima puede resecarse y no lubricar lo suficiente cuando desees reanudar tus relaciones íntimas, haciéndolas dolorosas…

ab1

Te enfermas más de gripe y otros males asociados con las defensas… 

ab2

Puedes desarrollar incontinencia, pues la intimidad ejercita tus músculos pélvicos…

ab3

Algunas mujeres pueden sentirse frustradas y con problemas de autoestima cuando ya no se sienten deseadas. Esto puede llegar a causar depresión…

ab4

Se te subirá la tensión, pues varios estudios aseguran que las relaciones íntimas ayudan a regularizar la tensión arterial, dejarlas de lado puede elevarla…

ab11

El estrés podría invadir tu vida ya que las relaciones íntimas bajan sus niveles, pues son como una válvula de escape…

ab6

Se te puede parar el corazón, literalmente, pues se incrementará en tu cuerpo el riesgo de sufrir un infarto…

ab7

Tendrás insomnio, pues cuando tienes relaciones íntimas tu cuerpo produce una hormona que lo relaja, ayudándote a dormir… 

ab8

También podrías presentar problemas de memoria, pues un estudio asegura que su práctica incentiva la formación de nuevas células en los centros de memoria del cerebro… ¡Eso dicen!

ab9

Tendrás menos cistitis… ¡Sí, ya sabemos, eso es algo bueno! Al no tener relaciones íntimas, disminuirán tus probabilidades de desarrollar una infección urinaria. ¡Una noticia buena en 10 malas!

ab10

No necesitas más razones para poner en funcionamiento tu parque de recreo inferior, eso sí, con mucha responsabilidad y juicio, ya sabes que todo lo bueno en exceso puede resultar malo. ¿Quieres moverle el piso a tus amigas hoy? ¡Comparte esta nota con ellas!

Temas mencionados en este artículo
Siguiente artículo